Archivo mensual: agosto 2009

Del pasado al futuro

En la siguiente animación con la técnica ultra time-lapse se ve lo dinámico que es nuestro planeta. El movimiento de los continentes hace 400 millones de años y la predicción de lo que ocurrirá en los próximos 250 millones.

Vodpod videos no longer available.

more about "Del pasado al futuro", posted with vodpod

Anuncios

Género y rendición de cuentas

UNIFEM acaba de publicar el informe del progreso de la mujeres en el mundo 2008-2009, ¿Quién responde a las mujeres?, en el que se deja constancia de que la cuestión de género y la consecución de los ODM no pueden ir desvinculados de un firme reconocimiento de la problemática de las mujeres y la defensa de sus derechos.

Nuevos mundos para la información

Los nuevos sistemas técnicos que permiten acceder y compartir información y conocimientos requieren de normas que protejan estas posibilidades para preservar el interés del bien común y el patrimonio cultural.

minerva_logoLa Declaración de Berlín, promovida por la sociedad Max Planck y firmado por más de 250 organizaciones, es un intento de consolidar el paradigma de acceso abierto y auto-archivo de las publicaciones eruditas (científicas, tecnológicas y humanistas). También, abre un espacio de reflexión sobre las posibilidades de este nuevo sistema técnico para mejorar los mecanismos de evaluación y de revisión de “pares” que conllevan estas publicaciones.

El siguiente es el texto de la versión autorizada al español de la Declaración, aprobada el 22 de octubre de 2003.

Prefacio

La Internet ha cambiado fundamentalmente las realidades prácticas y económicas relacionadas con la distribución del conocimiento científico y el patrimonio cultural. Por primera vez en todos los tiempos, la Internet nos ofrece la oportunidad de construir una representación global e interactiva del conocimiento humano, incluyendo el patrimonio cultural, y la perspectiva de acceso a escala mundial.

Quienes firmamos este documento, nos sentimos obligados a considear los retos de la Internet como medio funcional emergente para la distribución del conocimiento. Obviamente, estos desarrollos podrán modificar de manera significativa la naturaleza de hacer la publicación científica, lo mismo que el actual sistema de certificación de la calidad.

En concordancia con el espíritu de la Declaración de la Iniciativa sobre Acceso Abierto de Budapest, la Carta de ECHO y la Declaración de Bethesda sobre Publicación para Acceso Abierto, hemos redactado la Declaración de Berlín para promover la Internet como el instrumento funcional que sirva de base global del conocimiento científico y la reflexión humana, y para especificar medidas que deben ser tomadas en cuenta por los encargados de las políticas de investigación, y por las instituciones científicas, agencias de financiamiento, bibliotecas, archivos y museos.
Metas

Nuestra misión de diseminar el conocimiento será incompleta si la información no es puesta a disposición de la sociedad de manera expedita y amplia. Es necesario apoyar nuevas posibilidades de diseminación del conocimiento, no solo a través de la manera clásica, sino también utilizando el paradigma del acceso abierto por medio de la Internet. Definimos el acceso abierto como una amplia fuente de conocimiento humano y patrimonio cultural aprobada por la comunidad científica.

Para que se pueda alcanzar la visión de una representación del conocimiento global y accesible, la Web del futuro tiene que ser sustentable, interactiva y transparente. El contenido y las herramientas de software deben ser libremente accesibles y compatibles.

Definición de una contribución de acceso abierto

Para establecer el acceso abierto como un procedimiento meritorio, se requiere idealmente el compromiso activo de todos y cada uno de quienes producen conocimiento científico y mantienen el patrimonio cultural. Las contribuciones del acceso abierto incluyen los resultados de la investigación científica original, datos primarios y metadatos, materiales fuentes, representaciones digitales de materiales gráficos y pictóricos, y materiales eruditos en multimedia.

Las contribuciones de acceso abierto deben satisfacer dos condiciones:

1. El(los) autor(es) y depositario(s) de la propiedad intelectual de tales contribuciones deben garantizar a todos los usuarios por igual, el derecho gratuito, irrevocable y mundial de acceder a un trabajo erudito, lo mismo que licencia para copiarlo, usarlo, distribuirlo, transmitirlo y exhibirlo públicamente, y para hacer y distribuir trabajos derivativos, en cualquier medio digital para cualquier propósito responsable, todo sujeto al reconocimiento apropiado de autoría (los estándares de la comunidad continuarán proveyendo los mecanismos para hacer cumplir el reconocimiento apropiado y uso responsable de las obras publicadas, como ahora se hace), lo mismo que el derecho de efectuar copias impresas en pequeño número para su uso personal.

2. Una versión completa del trabajo y todos sus materiales complementarios, que incluya una copia del permiso del que se habla arriba, en un conveniente formato electrónico estándar, se deposita (y así es publicado) en por lo menos un repositorio online, que utilice estándares técnicos aceptables (tales como las definiciones del acceso abierto), que sea apoyado y mantenido por una institución académica, sociedad erudita, agencia gubernamental, o una bien establecida organización que busque la implementación del acceso abierto, distribución irrestricta, interoperabilidad y capacidad archivística a largo plazo.

Apoyo de la transición al paradigma del acceso abierto electrónico

Nuestras organizaciones tienen interés en la mayor promoción del nuevo paradigma del acceso abierto para obtener el máximo beneficio para la ciencia y la sociedad. En consecuencia, intentamos progresar en este empeño

* estimulando a nuestros investigadores/beneficiarios de ayuda a publicar sus trabajos de acuerdo con los principios del paradigma del acceso abierto.
* estimulando a los depositarios del patrimonio cultural para que apoyen el acceso abierto distribuyendo sus recursos a través de la Internet.
* desarrollando medios y maneras de evaluar las contribuciones de acceso abierto y las revistas electrónicas, para mantener estándares de garantía de calidad y práctica científica sana.
* abogando porque la publicación en acceso abierto sea reconocida como factor de evaluazión para efectos de ascensos y tenencia académica.
* reclamando el mérito intrínseco de las contribuciones a una infraestructura de acceso abierto mediante el desarrollo de herramientas de software, provisión de contenido, creación de metadatos, o la publicación de artículos individuales.

Nos damos cuenta de que el proceso de desplazarse al acceso abierto cambia la diseminación de conocimiento en lo que respecta a cuestiones legales y financieras. Nuestras organizaciones tienen el propósito de encontrar soluciones que ayuden a un mayor desarrollo de los marcos legales y financieros existentes, con el fin de facilitar óptimo uso y acceso.

———————————————————

ADENDA.  Un interesante artículo de Stanley D. Brunn títulado Los nuevos mundos de la geografía electrónica y publicado en la revista Geotrópico ilustra bien la situación y los retos que plantea las nuevas tecnologías de las TIC en función de los “nuevos territorios” que permite descubrir.  

Complejidad

¿Puede la neurociencia leer la mente de las personas?

Un estudio que se publicará en el siguiente número de la revista Psychological Science muestra una manera de clasificar diferentes estados mentales entre individuos usando la técnica de resonancia magnética funcional (fMRI).

El equipo de científicos de las universidades estadounidenses de Rutgers y de California en Los Ángeles (UCLA) ha desarrollado un sistema estadístico que permite establecer estados mentales entre individuos, de manera que se pueden identificar los patrones de conexiones neuronales que se expanden a través del cerebro entero y no como se pensaba hasta hace algunas décadas: con puntos específicos en el cerebro asociados a la realización de funciones específicas.

Según afirma Hanson de la Universidad de Rutgers, no se puede señalar un área específica del cerebro y afirmar que esa área es responsable del concepto de sí-mismo o de nuestra capacidad moral.

“El cerebro es mucho más complejo y flexible que eso. Tiene la capacidad de reestructurar las conexiones neuronales para funciones diversas. Examinando los patrones que surgen, se puede predecir con un alto grado de exactitud qué tarea mental concreta está procesando el cerebro de un individuo”, señala el científico.

Por lo tanto, esta investigación demuestra que si se pretende comprender la función cognitiva humana, se necesita estudiar el comportamiento neuronal a través de todo el cerebro, no analizar simples células o regiones.

Un resumen de esta investigación puede leerse en la nota de prensa de UCLA pinchando ACÁ.  Información complementaria ACÁ

cerebro mapas mentales

Esta nota la leí originalemente en Tendencias 21.

Reciclar

En el siguiente corto: “Victoria sobre las bolsas de plástico” se muestra una alternativa de uso cuando se recicla esta material …
La música es de Guem…

Responsabilidad con la realidad

Una de las “ocupaciones de esta bitácora” es la de proponer puntos de vista sobre la idea de desarrollo.

El sentido de responsabilidad de cada uno sobre la realidad que habita es una de las condiciones imprescindibles para alcanzar niveles aceptables de ciudadanía y democracia.  En los proyectos de cooperación al desarrollo no es fácil romper el ciclo perverso de “ayuda” que objetiviza al “otro” y lo convierte en un cosumidor de asistencia.

Malecón de Santo Domingo

Hoy he leído un breve artículo de Andrés Schuschny en el que analiza el carácter ontológico de la realidad y propone un enfoque moral que vale la pena tener en cuenta.

¿Hasta qué punto cada uno de nosotros es responsable de conformar la realidad económico-socio-ambiental que nos circunda?. La realidad es un pálpito colectivo que late en cada uno de nosotros, estoy convencido que es una creación de la que todos somos responsables, y por eso, nuestra intervención, en cualquier ámbito o escala que consideremos, es parte de su constitución. Nuestros pensamientos y acciones por insignificantes que parezcan contribuyen a afirmar y revalidar la situación que nos circunda. No basta con observar y criticar a los demás, a la política, a los ricos, al corrupto de turno, etc., si no somos capaces de ponernos en cuestión y darnos cuenta que, por infinitesimal que parezca, nuestra forma de involucrarnos en la realidad, tanto a través de nuestras acciones como de nuestros pensamientos, es responsable de constituirla y cristalizarla.

Toneladas de tinta y papel se insumen intentando explicar cómo deberían desarrollarse las naciones. Los anaqueles de las bibliotecas están plagados de recomendaciones de políticas sociales y económicas que tratan al desarrollo sólo a partir de sus aspectos cuantitativos mensurables. Los problemas sociales y económicos que nos aquejan a nivel global, no son sólo producto de la escasez de recursos materiales o de la perversidad que nos infiere la naturaleza, sino de nuestra deficiente condición para darnos cuenta que cada uno de nosotros es arte y parte de tales problemas.

Estoy convencido de que el desarrollo, en un sentido integral, debería ser pensado como un proceso que involucra elementos, no sólo económicos y sociales, sino que también incorpora aspectos culturales, psicológicos, ambientales y (por cierto) espirituales. Esto es lo que he tratado de explicitar en muchas entradas de este blog.

Es necesario poner al ser humano, a cada uno de nosotros, en el centro de todo el proceso generativo de la realidad, como sus actores-productores, es necesario dejar de pensar en la realidad de un modo objetivable. Más allá del grado, TODOS SOMOS RESPONSABLES.

Tomado de: Humanismo y Conectividad

Gen-ética

¿Qué cuestiones éticas plantea el conocimiento cada vez más extenso y preciso de la genética?

El siguiente artículo de Peter Senge, a raíz de la promulgación de una ley en Alemania, deja de manifiesto la necesidad de que la ciudadanía y las organizaciones de la sociedad, participen más activamente en la construcción de unos referentes legales que estén más allá de los complejos y los prejuicios.

peter sengerLA SELECCIÓN DE NUESTROS HIJOS

“En abril, el parlamento de Alemania le puso límites al uso de la diagnosis genética. ¿La nueva ley alemana es un modelo a seguir por otros países mientras nos debatimos sobre las cuestiones éticas planteadas por nuestro conocimiento cada vez mayor de la genética humana?

Algunas estipulaciones de la ley alemana se basan en los principios éticos ampliamente compartidos del respeto por la autonomía y la privacidad individual. A nadie se lo puede someter a pruebas sin su consentimiento. Ni los empleadores, ni las compañías de seguros, pueden exigir un análisis genético. A los individuos se les asigna tanto el derecho a saber -a estar informado de los resultados de cualquier prueba genética sobre su persona- como el derecho a elegir vivir en la ignorancia de lo que pueda predecir una prueba genética sobre su futuro. Discriminar a alguien o estigmatizarlo por sus características genéticas está prohibido.

Por más deseables que parezcan estas estipulaciones, podrían imponerle un costo elevado a las empresas alemanas. Si a las compañías de seguros fuera de Alemania se les permite exigir pruebas genéticas mientras que a las empresas alemanas se les prohíbe hacerlo, entonces las personas que sepan que tienen diagnosis genéticas que deparan una vida más corta contratarán sus seguros de vida en compañías de seguros alemanas. Estas compañías luego descubrirán que están realizando más pagos por muertes prematuras que sus competidores. Para cubrir los mayores costos, tendrán que elevar las primas, y así dejarían de ser competitivas.

En un intento por mitigar este problema, la ley especifica que a cualquiera que contrate una póliza de vida valuada en más de 300.000 euros se le puede exigir que revele los resultados de pruebas genéticas anteriores. Pero si la gente miente sobre si se le han practicado pruebas con anterioridad, esa estipulación se volverá debatible.

Mientras las pruebas genéticas son cada vez más capaces de predecir no sólo la salud, sino también algunos rasgos cognitivos y de personalidad, la prohibición de que los empleadores soliciten pruebas también puede poner a los empleadores alemanes en desventaja en el mercado internacional. Ellos invertirán recursos en entrenar a empleados a quienes sus competidores excluirán del grupo inicial de contratados.

Esto puede ser humano, ya que le da a cada individuo una oportunidad, más allá de las probabilidades genéticas en contra de que puedan retribuirle a la compañía. Pero, en el largo plazo, si somos serios respecto de prohibir este tipo de pruebas, necesitamos un acuerdo internacional -tanto en materia de seguro como de empleo- para asegurar un terreno de juego parejo para todos los países. Eso no será fácil de lograr en una economía globalmente competitiva en la que algunos países exhiben menos respeto por los derechos humanos individuales que otros.

La característica más polémica de la ley alemana es una prohibición de las pruebas genéticas prenatales para detectar enfermedades que se manifestarán sólo en la adultez. Consideremos, por ejemplo, una mujer que sabe que su pareja tiene el gen del mal de Huntington. Cualquier hijo de su pareja tiene un 50% de probabilidades de heredar esta enfermedad. Si el niño efectivamente la hereda, alrededor de los 40 años empezará a sufrir movimientos incontrolables, cambios de personalidad y un lento deterioro de las capacidades cognitivas. La gente con el mal de Huntington normalmente muere unos 15 años después de la manifestación de los síntomas. No existe ninguna cura.

Ningún padre querría este futuro para sus hijos. Las pruebas prenatales de los fetos (o de embriones in vitro antes de ser transferidos al útero) hoy son una práctica bien establecida en todo el mundo desarrollado. Si la prueba es positiva, se puede detener el embarazo o, en caso de una diagnosis previa a la implantación, se puede desechar el embrión.

La nueva ley alemana convierte a este tipo de pruebas en un delito. Lo mismo es válido para las pruebas de los genes que predisponen marcadamente a las mujeres a un cáncer de mama. A medida que avance la genética, cada vez más enfermedades que se manifiestan en la adultez podrán detectarse de manera prenatal.

¿Cuál podría ser el razonamiento detrás de una ley de este tipo? Uno podría pensar que 40 años de vida antes de la manifestación del mal de Huntington o de un cáncer de mama es mejor que no vivir desde el vamos. Pero si tomamos en cuenta eso, ¿no deberíamos también considerar la vida del niño que los padres habrían tenido, si hubieran podido recurrir a una diagnosis prenatal y estar seguros de tener un niño que no conlleva el gen de la enfermedad? Seguramente ese niño tiene mejores perspectivas de vida. Cuando podemos elegir entre vidas con perspectivas tan diferentes -y podemos tomar la decisión antes de que el embrión o el feto tengan alguna conciencia- ¿no deberíamos poder elegir al hijo con las mejores perspectivas?

No sorprende que estos interrogantes sobre las pruebas genéticas reciban especial atención en Alemania, dado el imperativo nacional de evitar cualquier repetición de los crímenes de la era nazi. Pero, en su deseo laudable de distanciarse lo más posible de esas atrocidades, los legisladores de Alemania implementaron una ley que convierte en delito el uso de la ciencia moderna para evitar tragedias humanas indudables. Se trata de un desenlace absurdo. El péndulo ha oscilado demasiado lejos.”

Fuente: Project Syndicate, 2009.