¿Y qué opina la gente?

La percepción de la ciudadanía frente al cambio climático es clara:  identifican la amenaza.  Es verdad que con mayor intensidad en los países periféricos y eso es preocupante.

El tema ha ganado posición en la agenda política pero aún está divorciado de la verdadera discusión:  el modelo  de generación y consumo energético y la forma de vida de la sociedad moderna que exacerba el consumo.  Preocupa que la ciudadanía de los países desarrollados percibe el riesgo de este cambio climático acelerado pero no lo ve como un peligro.  Aún la fe ciega en la tecnología hace que no se le asigne la prioridad que merece un urgente cambio de rumbo.  Aún los intereses dominantes controlan  muchos mecanismos implicados en la manera en que la gente asigna credibilidad a una opinión.

En países periféricos la estrategia debería basarse en privilegiar acciones de adaptación.  Y debe considerarse que estas acciones son transversales a todos los sectores: infraestructuras, educación, salud, etc.

El tiempo juega en contra.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s