Agricultura de conservación

Expresiones como agricultura climáticamente inteligente, agroecología, agricultura de conservación, agricultura ancestral, agricultura familiar, agricultura verde, (…) hacen parte de contextos discursivos diferentes y se usan para proponer una respuesta a la forma actual de producción dominante ante la evidencia de que es insostenible.

En las siguientes líneas voy a echar un vistazo muy rápido a la denominada agricultura de conservación. El modelo dominante de producción agrícola emite carbono a la atmósfera y contribuye en un porcentaje relevante a los gases efecto invernadero (GEI) en el total de todas las actividades productivas. Sin embargo, la fotosíntesis, que está en la base de la agricultura, es por definición un proceso que fija CO2 para generar biomasa. ¿Qué pasa, entonces?

La agricultura hace parte de un modelo productivo determinado por un encadenamiento complejo de diferentes agentes que hacen posible cumplir con el objetivo: alcanzar una producción económicamente viable y técnicamente posible. Sin embargo, ese modelo es insuficiente, ha mostrado su fragilidad y tiene impactos negativos en lo ambiental.

Una agricultura que cumpla con la función social de abastecimiento de alimento y materias primas y, al mismo tiempo, genere beneficios medioambientales sería la que denominan algunos agricultura de conservación.

En la mitigación del cambio climático desde la agricultura se ha puesto énfasis en la mejora de las prácticas culturales para el secuestro de carbón en la gestión del suelo. Sin embargo, no se ha hecho suficiente énfasis en la manera de reducir las emisiones de GEI dentro de esas mismas prácticas. Algunos autores señalan que las tecnologías basadas en la precisión a la que se puede llegar con la inteligencia artificial, la robotización y la conectividad, la electrificación con fuentes renovables y las biotecnologías: particularmente el mejoramiento de cultivos basado en las técnicas de edición genética CRISPR y los bioinsumos, tienen un potencial para la reducción de más del 70 % de los GEI.

Sin embargo, otros autores menos optimistas señalan de que si bien se tiene esa posibilidad no es creíble que se consiga llegar a esos porcentajes en los siguientes 15 años para cumplir con los objetivos de mitigación del cambio climático. Y esto abre un debate interesante porque el tiempo se nos ha echado encima. La crisis climática sumada a la crisis de abastecimiento de alimentos que la situación política planetaria está generando nos está poniendo en un escenario de extrema gravedad.

La historia de la agricultura nos ha enseñado que esta siempre ha consumido recursos de las generaciones futuras y por tanto el cambio de «modelo» no es una cuestión trivial. Tener como objetivo una agricultura de la conservación es una utopía necesaria pero requiere de una más decidida I+D+i en las múltiples dimensiones que se requieren abordar para lograr una transformación del modelo de producción y de los sistemas agroalimentarios. Por tanto, ambas cuestiones no se pueden abordar separadamente. Y tal vez uno de los puntos de intersección más interesantes entre la agricultura de conservación y los sistemas agroalimentarios lo ofrece la transferencia y la apropiación social de las tecnologías (y más exactamente los sistemas técnicos) que se requieren para lograrlo.

El alto riesgo de desabastecimiento e inseguridad alimentaria no debe equivocar las acciones que se tomen. Como ciudadanía debemos exigir a los responsables que pongan los incentivos en las respuestas que nos permitan salir de esta situación y al mismo tiempo desactivar la crisis climática. Los atajos para resolver el problema de desabastecimiento y la carestía de los fertilizantes puede conducir a un bucle de crisis sistémicas mucho más peligroso. En cambio, esta situación de urgencia puede acelerar las transformaciones que el sistema agroalimentario mundial necesita y para esas transformaciones la investigación científica y la innovación social y de base tecnológica son fundamentales. Mira en dónde se están poniendo los recursos públicos …

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s